Por los compañeros en huelga. Por justicia.

Mientras pasan las horas miles de funcionarios de justicia están de huelga, cabreados y con una mala leche del quince. No es casualidad que entonen sus protestas en pleno periodo electoral, posiblemente pensando en un aumento exponencial de la repercusión mediática (que finalmente no tienen) y a buen seguro sirviendo como agravante la actitud casi siempre chulesca del ministro de turno, el Sr. Bermejo, que anda más preocupado en la reparación de las goteras de su ático con cargo a los presupuestos generales del estado (y a la búsqueda de la fórmula para ocultarlo/olvidarlo) que a las reivindicaciones de un colectivo de compañeros que, al margen de cuestiones políticas y/o sindicales, creo que se lo tienen más que merecido.
Y es que en algunos lugares de esta bonita España multifantástica, multiterritorial y multitolerante en la que todos los políticos no paran de contarnos desde hace un mes que si ganan nos darán cheques, subvenciones, fresas con nata y un crucero por el caribe, hay funcionarios que ganan bastante menos que yo…y eso que soy, como podéis ver en el margen izquierdo, un funcionario de “mierda”. Y a mucha honra.
Aunque estén en el último peldaño de la pirámide funcionarial su trabajo es fundamental dentro del engranaje del sistema judicial. Y si no a ver qué juez tiene las narices suficientes como para ponerse a buscar expedientes, recabar información o tramitar diligencias (sin mandar a otro a que las haga)...dicen que ya hay más de 8000 juicios aplazados. Que estos funcionarios lleguen a cobrar 2400 euros menos al año que otros compañeros que hacen los mismo, con la misma categoría y en puestos idénticos me parece injusto. 2400 euros…equivalen al menos a 2000 hamburguesas que podrían meterse 1200 pollos como el de la foto a la vez. ¡Qué barbaridad!.
¡Animo compañeros y suerte!

2 comentarios:

Flash dijo...

Tranquilo, el ME se hace cargo y saca la noticia (en una columna pequeña, pero la saca).

Antonia

corchopan dijo...

me solidarizo con los/as compañeros/as en huelga. Por un salario digno, ya¡¡¡¡¡¡